P+DH – el blog de la redacción de periodismohumano

¿Qué hace que un fotoperiodista decida ir a un sitio de dónde la gente sólo desea huir? ¿Cómo se fotografía el horror, cómo se fotografía a los que no quieren salir en la foto, cómo se elige desde dónde hacer la foto? ¿Cómo es su día a día? ¿Qué se siente?

Walter Astrada es el fotoperiodista ganador de los premios más prestigiosos en lo que va de 2009. El World Press Photo en la categoría más importante, “Spot News Story”, Fotógrafo del Año y Fotografía del Año en el premio sueco PGB y la Beca de la Fundación Alexia, entre otros. Pero sobre todo es un joven fotoperiodista que lleva toda su vida cubriendo conflictos sociales en el mundo desde la perspectiva de los Derechos Humanos. Fue uno de los primeros firmantes del Manifiesto Periodismo y Derechos Humanos presentado en el XII Encuentro Internacional de Fotoperiodismo “Ciudad de Gijón”, donde su labor también fue reconocida con un Premio Especial del Jurado.

Hoy, excepcionalmente, el protagonista será el periodista. El que va al lugar de los hechos para contarnos qué ocurre. Esta entrevista es una conversación con calma, con tiempo que nos descubre el humilde y férreo compromiso que Walter mantiene con esta profesión “para que nadie tenga la excusa de decir que no sabía lo que estaba ocurriendo”. Walter no se enreda en procelosos discursos sobre la crisis y el futuro del periodismo. Walter nos habla del periodismo de carne y hueso.

Si ahora mismo no tienes tiempo para escuchar la entrevista completa, aquí tienes algunos de los pasajes más interesantes:

  • “Los luos eran más amigable con la prensa porque creían que íbamos a decir que les habían robado las elecciones (…) Los kikuyo me vinieron totalmente encima con machetes y palos. Y me preguntaban si me estaba divirtiendo y claro, ¿qué les contestas?” (7′ 28”)
  • “Llamas a elecciones, pierdes, te hacen un poco de lío, matas a gente y luego para que todos queden contentos, haces un gobierno de coalición.  (…) Parece que es el modelo que se está imponiendo ahora.  Pero luego llamamos a esto democracia” (8′ 48”)
  • “A veces, se me hace muy complicado hacer fotos” (10′ 35”)
  • “De lo que me quiero asegurar cuando estoy haciendo la foto es que la gente no tenga la excusa para decir ¡ah yo no sabía!. (…) Claro, muchas veces, tampoco lo pueden saber porque los medios no quieren publicarlas” (12′ 15”)
  • “Empecé a ver que había gente muerta alrededor mío, con disparos en la cabeza. Tarde unos tres o cuatro segundos en reaccionar porque no entendía qué estaba pasando. (13′ 50”)
  • “Si yo hiciera mi trabajo sólo para que lo publicarán, no haría muchas fotos. Solo haría fotos de estrellas de cine o de rock” (19′ 50”)
  • “Si los medios dejan de pensar que la gente es idiota, las cosas podrían ir un poco mejor” (20′ 38”)
  • “Al principio, lo que hacía era hacer fotos sin rollo porque no sabía usar la cámara. Jugaba con la cámara en mi habitación” (24′ 55”)
  • “Muchas veces creemos que los derechos humanos sólo valen para nosotros”. (34′ 30”)
  • “Cuando los inmigrantes (europeos) llegaban a Argentina les daban un pedazo de terreno para que cultivaran. Ahora a los inmigrantes que llegan a Europa les dan un vaso de té y los meten en un centro para deportarlos” (36′ 07”)

Patricia Simón, PIRAVÁN